28 ene. 2015

Bitcoin rompiendo moldes

Bienvenidos a esta nueva entrega de Pulso Bitcoin. En la entrega de esta semana me gustaría hablaros de Bitcoin como una oportunidad frente a otros activos cada vez más dependientes e influenciados por instituciones centrales y ya no tanto por la propia oferta/demanda de un libre mercado.

Históricamente, el oro, la plata, el platino o el petróleo son algunas de las commodities más populares que son utilizadas como “valor refugio” frente al papel-moneda de las instituciones centrales.

En este punto, conviene recordar, que tanto el dólar como en general todas las monedas de curso forzoso de cada país dejaron de estar respaldadas por el oro, convirtiéndose así en dinero fiduciario, basado en la confianza depositada en una promesa de pago, naciendo así el dinero FIAT o dinero fiduciario actual. Al haber un respaldo basado en confianza y ningún límite en las políticas monetarias, hemos visto, vemos y veremos cómo los gobiernos adoptan medidas de “incentivo” de la economía a través de la inyección de dinero… o lo que es lo mismo, imprimiendo más billetes. La consecuencia principal de este tipo de prácticas son la devaluación de las propias monedas y aumento de la tasa de inflación entre otras pero en las que no nos centraremos en esta ocasión.

La completa liberalización de las políticas monetarias ha conducido a mucha gente, y cada vez más, a desconfiar del “papel” y retornar hacia aquellos valores que siempre han sido un valor refugio a prueba de “tempestades” (políticamente y económicamente hablando). Es por ello por lo que mucha gente recurre a la inversión en commodities como puedan ser el oro o el petróleo entre otras mencionadas anteriormente, pero ¿Qué es lo que está sucediendo con estos activos? Que están perdiendo su capacidad como “reserva de valor”, al menos en parte. Por ejemplo:

Quien invirtiera en la compra del oro sabrá que desde finales del 2011, su oro comprado no ha hecho sino devaluarse, como podemos apreciar en el grafico inferior






Quien comprase plata, también vera que desde la mitad del año 2011, su precio ha decrecido en más de un 50% en tan solo 3 años y medio.



Quien invirtiera en petróleo, si ha leído últimamente todo lo que ha acontecido entorno a ello, sabrá que los países productores, bien con el fin de propiciar una desestabilización de ciertos países o cualquier otro motivo que no vamos a entrar para no irnos por las ramas. Lo que vería el inversor de petróleo es que su valor está a día de hoy en valores del año 2003 (o 2009, pero apenas fue un flash crash de unos meses), es decir, un 70% menos valor que el de hace tan solo unos pocos meses… y además según afirman los países productores, sin necesidad ni prisa por cambiar esta situación.




Todas estas commodities mencionadas anteriormente, tienen en común que como reserva de valor, están fracasando y cada vez son mercados más influenciados por acontecimientos de carácter geopolítico que por la propia oferta y demanda del propio activo y obedeciendo no a los intereses del mercado sino a los intereses de instituciones.

Y luego tenemos por otro lado a Bitcoin. Un soplido de aire fresco hacia el libre mercado, la libre oferta y la libre demanda, sin intromisiones de ningún Estado, un mercado puro y descentralizado. Su valor también es dependiente de la confianza que se deposite en ella pero a diferencia del papel-moneda este tiene una expansión monetaria limitada, predefinida y gradual a lo largo del tiempo, sin que ninguna institución pueda modificarlo para su propio interés. Es por ello que tenemos un activo el cual comparte multitud de similitudes con el oro pero que también comparte muchísimo con el papel-moneda, de hecho podría denominarse un hibrido entre el papel-moneda y una commodity.
Es de Bitcoin de lo que en este Pulso Bitcoin queremos hablar. Si observamos la cotización del Bitcoin a lo largo de toda su historia, veremos esto:




Y en donde además de lo obvio, que el año 2014 ,con la farsa de MtGox (Ver The Willy Report), el precio del bitcoin ha caído más de un 75%, lejos de ello, lo que tenemos es, en estos momentos, una oportunidad. La infraestructura de Bitcoin crece a pasos de gigante, semana a semana llueven cantidad de noticias de nuevas empresas y de nuevas inversiones dentro del sector y que no te lleve a engaño la gráfica, Bitcoin sigue siendo el mismo y completamente independiente a cualquier Estado o Nación, únicamente responde a la oferta y a la demanda de sus propios usuarios.

Tras este vistazo general, demos un vistazo más concreto y de cerca a la cotización del Bitcoin:




Lo que tenemos en el grafico anterior es una capitulación tras una tendencia bajista muy extensa (al menos para la vida de Bitcoin) de todo un año, con un suelo formado en 150$, como asi podriamos comprobar por volumen y en donde acto seguido se ha podido observar esa curiosa formación en "V", patron que implica un punto de inflexion en la cotizacion y tendencia. Este hecho nos lleva a pensar que 150$ pudiera ser un suelo muy sólido dado el volumen visto. 

Y ¿Por qué habría de ser 150$ un suelo más fuerte que otros suelos como por ejemplo el de los 450$ de mayo?

Por el volumen que se ha movido desde entonces, que es del orden de varias veces el volumen medio movido en mayo de 2014. Esto sucede como en cualquier otro activo que queramos observar, hay procesos de acumulación y hay procesos de distribución. En el caso de Bitcoin, este proceso de distribución ha durado un año.

¿Por qué es un proceso de distribución y no el fin de Bitcoin, lento y doloroso?

Porque la infraestructura de todo lo que rodea a Bitcoin crece a pasos agigantados, la inversión dentro del sector es cada vez mayor y semana tras semana nuevas instituciones y Venture capital ven en Bitcoin una nueva oportunidad, tanto por su tecnología, como por lo que representa como por sus cualidades y características de su diseño.

Es muy improbable que si el Bitcoin estuviera llegando a su fin y realmente fuera este un final lento y doloroso, exista cada vez un mayor interés generalizado por Bitcoin, por parte tanto de instituciones privadas como públicas.

En este sentido me gustaría daros mi punto de vista personal, de cómo he vivido Bitcoin, haciendo un poco de memoria histórica y por lo que considero Bitcoin como una de las grandes oportunidades que podrán marcar un antes y un después. Lo hare de una manera muy sencillita y lo más breve posible pues no quiero centrarme en mi historia particular sino en cómo he vivido la evolución del Bitcoin a través del tiempo y de los cambios y la explosión que dio y porque aun lo mejor está por llegar.

Mi relación con el Bitcoin surge en el año 2011, con el Bitcoin cotizando a unos jugosísimos 15 dólares y en donde únicamente había un solo Exchange, MtGox (Magic the Gathering Online Exchange… por si alguno desconoce a qué se debe tan curioso nombre. Previamente de ser un multimillonario (y fraudulento) exchange, se dedicaban al intercambio de cartas Magic) y aparte de eso, había una comunidad minera muy reducida, apenas había ningún software, la seguridad era de niveles que asustan y era un mundo muy muy reducido, extendido su uso nada más que a la minería, un poco (muy poco) trading en MtGox y en la Deep Web por sus características que lo hacen pseudo-anonimo. Solo había un Exchange y además era prácticamente imposible llevar dinero FIAT a él pues los métodos además de inseguros eran muy muy limitados, únicamente había la opción de ingresar vía BTC.

Justo por aquel entonces, Bitcoin sufrió el estallido de su primera burbuja en 32$, algo que entonces parecía una pasada, todo debido a que MtGox fue hackeado y tuvieron un robo masivo, lo que llevo a la cotización hacia un suelo de 2$ en cierto momento….

Lejos de hundirse, siendo ese el momento más propicio para que algo como Bitcoin se hubiese hundido, renació cual ave Fénix de entre sus cenizas un año después, donde su precio creció imparable, con una nueva burbuja hasta los 266$, donde nuevamente culpa de MtGox, se fue a pique la cotización.  

En esta etapa, ya se podía ver un pequeño crecimiento en el ecosistema Bitcoin. Teníamos ya 3 exchanges y además aparecen nuevas criptomonedas que esperan seguirle a Bitcoin (aunque con poco acierto). En este punto donde estalla la segunda burbuja, el precio sufre una agónica caída hasta los 40$ con una capitulación final y formación en V tal y como hemos podido ver en la formación en V ultima que nos ha llevado a los 150$.

Y por último vino la última burbuja hasta la fecha y más grave en todos sus aspectos, tanto en el valor al que llego a cotizar como por las repercusiones finales. La culpa del estallido de la última burbuja fue (¿Adivináis?) de MtGox. El precio al que llego a cotizar fueron 1200$ en cierto punto pero había truco, había GRANDES sospechas de que meses antes de estar en este punto MtGox no funcionaba bien, algunas personas sospechaban de bots operando con compras permanentes y constantes aunque solo lo sospechaban… hasta que vino el “corralito”: MtGox impedía a sus usuarios la retirada en principio de FIAT de su Exchange y poco tiempo después, las retiradas en bitcoins.

Este hecho, unido a los comunicados del gobierno Chino que impedían el uso institucional del Bitcoin desplomó el valor hasta nuestros días, un año después.

Quizás, lo que sí que podríamos destacar de esta última burbuja es el efecto que tuvo sobre los mass media y el impulso que le dieron. MtGox fue una farsa, quebró y ya por suerte para todos ha dejado de ser una pieza de este tablero de ajedrez. El último suceso de MtGox hizo a su vez que multitud de personas, de opiniones totalmente diversas, pusieran a Bitcoin en el mapa y como consecuencia y fruto de ello, este año 2014 ha sido el mejor año para las venture capital y las inversiones en infraestructuras basadas en Bitcoin de mejor calidad, más seguras y muchísimo más variadas, dándole de cara a este 2015 ese grado de robustez necesario para dar confianza al usuario y para que Bitcoin pase de ser algo de “frikis” a candidato a convertirse en una moneda de uso real, extendida y cotidiana o como un valor refugio frente a otros activos que pueden ya no ser tan idóneos como valor refugio.

Bitcoin aún es un proyecto en desarrollo y que tiene multitud de defectos característicos de algo tan joven pero lejos de centrarme en aquello que falla, prefiero centrarme en aquello que se ha conseguido y para ello lo mejor es mirar hacia atrás para darte cuenta de que si Bitcoin, con solo 6 años de existencia, esta donde está hoy…


¿A qué rincón no habrá llegado ya Bitcoin en 5, 10, 20 años?

No hay comentarios:

Publicar un comentario